10 de agosto, Santa Misa en el aniversario del martirio de Antonio Molle

Como cada 10 de agosto, en el aniversario del martirio de Antonio Molle Lazo en Peñaflor, la Asociación de Fieles Servidores de Cristo Rey, que promueve su causa de beatificación, nos convoca a la Santa Misa en la Basílica del Carmen de Jerez de la Frontera, donde reposan sus restos. Será a las ocho de la tarde.

A continuación reproducimos la síntesis del Martirio de Antonio Molle publicado por dicha Asociación:

Nació, este siervo de Cristo Rey, en Arcos de la Frontera, Cádiz, la madrugada del Viernes Santo del 2 de abril de 1915, cuando procesionaba, ante la casa de sus padres, la Hermandad de Jesús Nazareno. Hizo la Primera Comunión con los Hermanos de las Escuelas Cristianas (HH. De la Salle), en Jerez de la Frontera, el día 15 de mayo de 1924. En la festividad de Cristo Rey, se consagró al Divino Corazón y a María Inmaculada, imponiéndosele el Santo Escapulario de la Virgen del Carmen como Terciario Carmelita.

Constante en sus devociones, afable en el trato y ejemplar en su conducta, sin embargo, nada extraordinario revelaba, en su infancia y adolescencia, su fervor y apasionamiento por todo lo que podía acercarle a Dios, y un profundo desprecio de lo que de Él nos aparta, lo que le distingue de entre sus compañeros.

En 1929 comienza su actividad pública como miembro de la Comunión Tradicionalista y unos años más tarde, ante el régimen republicano, vigila y defiende iglesias y conventos de profanaciones y quemas como Requeté, acudiendo siempre con ánimo alegre y resuelto al lugar de mayor necesidad, hasta que, al ser acusado de inducción a la rebelión por los enemigos de Dios, es detenido y encarcelado enla madrugada del 2 de abril, día de su aniversario.

Su estancia en prisión sirvió para fortalecerlo en la Fe y reafirmar sus ideales. Organizaba el rezo del Santo Rosario, incluso pidiendo por sus carceleros. Al comentar la lectura del martirio de un Santo, comentó en la celda, a sus compañeros de cautiverio: “Sufriré los más atroces tormentos antes que apostatar de mi Dios”, … “¿Puede haber mayor gloria que dar la vida por Cristo?”, profetizando su propia muerte sin saberlo.

El 6 de agosto, primer viernes de mes y festividad de la Transfiguración, recibió a Jesús Sacramentado. Cuatro días después, se decide celebrar, en la Capilla del Convento de las Hermanitas de la Cruz, en Peñaflor, por estar profanada la Parroquia de ese pueblo, Misa funeral por las víctimas y por el General Sanjurjo, el 10 de agosto de 1936. Tras una noche de guardia, Antonio, confesó y comulgó, en actitud recogida e íntima unión con Dios, por última vez. Siendo sorprendidos, poco después, por unos dos mil milicianos que atacaron Peñaflor, desde Palma del Río, aquel mismo día por la tarde, era cruelmente martirizado en esa población.

Dada la rapidez del ataque, tres Guardias Civiles y dos Requetés, entre los que se encuentra Antonio Molle, no pueden concentrarse en el Ayuntamiento, donde se habían hecho fuerte el puñado de valientes voluntarios que se habían desplazado, desde Lora del Río, a defender a las gentes del pueblo y el Convento.

Antonio, llevado de su gran corazón para con el prójimo, insta a organizar la defensa del Convento de las Hermanas de la Cruz, y una vez dentro, vista la imposibilidad de hacerlo desde allí, por no reunir las condiciones necesarias, pasan a las casas de enfrente, defendiéndolas durante horas. Las mujeres encerradas en las casas, temen, que las maten los asaltantes socialistas y anarquistas y lloran desconsoladas, suplicando no las dejen desamparadas.

Antonio, con sus compañeros, a la llegada de la tarde, en que se agotaron las municiones, aconsejó a las dueñas de la casa, que se marchasen en busca de otro refugio, pues desde allí nada podían hacer ya por ellas. El heroico joven queda retrasado ayudando a una anciana a saltar la tapia medianera de la casa, y seguidamente trata de reunirse con sus compañeros. En su marcha, salta a un corralón dónde se le unen un grupo de mujeres y niños, ayudándoles a forzar la puerta falsa de una casa que daba a la carretera. Las personas que componen el grupo, logran pasar al interior, invitado a Antonio a entrar, que se excusa “por no querer comprometerlos”, quedando en una cocina que había en el corral. En ese momento, llaman a la puerta con grandes golpes, y mientras abren a los milicianos atacantes, Antonio sale de allí tratando de ocultarse.

Aparece, entonces, una avioneta nacional de reconocimiento, y al verla, los milicianos, huyen asustados a refugiarse, penetrando tres de ellos en una casa cercana a la anterior, y al divisar a Antonio tratando de pasar a un tejado, le encañonan y obligan a bajar, entregándose voluntariamente brazos en alto y desarmado. En medio de una algarabía, palabras soeces y a golpes de culata, le conducen al jefe de las milicias que se encontraba delante de la estación de ferrocarril, a la entrada del pueblo.

¡Había comenzado su calvario!
Despiadadamente, no se conforman con insultarle y golpearle, quieren que, de “vivas a Rusia” y “mueras a la Religión”, pero él, con los brazos en alto y con gran serenidad, responde: ¡Viva España! ¡Viva Cristo Rey! Replicando los milicianos: “¿Qué Viva Cristo Rey, ni qué Viva España?, que diga ¡Viva Rusia!”, pero Antonio imperturbable, sigue contestando: “¡Viva Cristo Rey! ¡Viva España!”.

Los milicianos lo hostigan y encañonan, gritándole: ¡Canalla! ¡Fascista! ¡Vamos a bebernos tu sangre! ¡Vamos a matarte! Intrépidamente contesta Antonio: “Me mataréis, pero Cristo triunfará”. Impotentes para vencer tanta Fe, los enfurecidos milicianos disparan a bocajarro contra él y, con los brazos en cruz, sale, más potente, de su garganta el grito de “¡Viva Cristo Rey!”, desplomándose en la tierra.

Ya en el suelo, herido de muerte, es sometido a horroroso martirio. Incapaces de haber vencido su alma, se arrojan sobre la víctima, ensañándose con su cuerpo. Al ver las turbas arrojarse sobre él, una voz ordena: “¡No rematarlo, dejadlo que sufra!”, para saciar su odio satánico. La multitud que se agolpa alrededor, sobre Antonio, gesticula y vocifera gozando con la agonía de su víctima indefensa. Prolongando su martirio, le golpean en la cara, le roban una medalla y le mutilan cruelmente, cortándole las orejas y la nariz. Acuchillado y cubierto de sangre, yace su cuerpo en medio de la carretera. De todo ello dió testimonio D. Rafael de las Heras, Jefe de Estación de Peñaflor que, desde ésta, fue testigo, junto con algunas mujeres del pueblo.

Una sencilla cruz de hierro marcaba, a un lado de la carretera, frente a la estación en Peñaflor, el lugar donde fue martirizado el heroico y ejemplar cristiano español que, siendo retirada hace unos años, se reubicó y en la actualidad está colocada en la espadaña del Convento de las Hermanas de la Cruz.

Tres días después, fue trasladado su cadáver a Jerez, y quince meses más tarde, queriendo sus padres mudarlo del húmedo suelo donde estaba enterrado, solicitaron y obtuvieron permiso del Eminentísimo Señor Cardenal de Sevilla, para la exhumación del cuerpo de su hijo. Abierta la sepultura y extraído el ataúd y a pesar de haberse podrido la caja, pudo comprobarse que el cadáver estaba íntegro y no exhalaba mal olor, siendo levantada acta notarial de este admirable hecho, previo juramento presentado por las autoridades eclesiásticas, civiles y militares que lo presenciaron. Desde entonces han sido incontables los favores atribuidos a la intercesión de este joven ejemplar, como lo atestiguan las cartas que se reciben de los más apartados lugares de España y el extranjero.

Por especial concesión de la Sagrada Congregación de Ritos, los retos de este insigne siervo confesor de Cristo Rey, previo correspondiente y minucioso reconocimiento médico y científico, descansan, y se veneran, en la Capilla de Cristo Rey, en la Basílica de Nuestra Señora del Carmen Coronada, esperando que, con la ayuda de Dios y las súplicas de los devotos, Antonio Molle, en breve, pueda ver reconocido su martirio y la elevación a los altares sea una realidad.

A.M.D.G

Pueden contactar Asociación de Fieles Servidores de Cristo Rey en: Convento de los RR. PP. Carmelitas Calzados, Jerez de la Frontera, en el correo electrónico: servidorescristorey@hotmail.com o en el tlf.: +(34) 607 982 682.

Les dejamos también el cortometraje que AgnusDei Prod dedicó a Antonio Molle hace unos años:

Conmemoración 18 de julio 2020

El Círculo Carlista Virgen de los Reyes de Sevilla termina un curso difícil para todos en el que por las circunstancias de la pandemia no hemos podido desarrollar todas las actividades previstas -varias conferencias, Quintillo, ciclo de cine…- para el mismo.

Al menos, queremos celebrar un año más la efeméride del 18 de julio, aniversario de la muerte en 1905 de SMC D: Carlos VII y del Alzamiento Nacional de 1936.

Por eso, les convocamos el próximo sábado 18 de julio a la Santa Misa que se celebrará -D. m.- a las 10:30 horas en la Iglesia de San Alberto (Padres Filipenses) sita en la calle Estrella, 2, de Sevilla. Seguidamente nos desplazaremos a nuestro Círculo para continuar allí la celebración.

Esperamos contar con tu asistencia en tan señalada fecha antes de unas vacaciones en las que esperamos cargarnos de ideas, fuerzas e ilusiones de cara al próximo curso en el que esperamos poder convocaros a tantas actividades que este año han quedado sin poderse celebrar.

¿Quieres colaborar con el Círculo Carlista Virgen de los Reyes?

Crónica y vídeo del acto en defensa de la Hispanidad Católica

En la mañana del sábado 27 de junio se ha realizado un sencillo acto de homenaje a la obra de la Monarquía Hispana y de defensa de la Hispanidad Católica frente a los ataques realizados en las últimas semanas con la excusa de unas protestas supuestamente antirracistas.

Acto en defensa de la Monarquía Católica Hispánica en Sevilla

En el mismo se ha señalado que, frente al discurso progre imperante y con la colaboración de las propias autoridades se ha establecido un discurso para ensuciar la memoria de la obra de la Monarquía Hispánica, no porque sea española sino porque fue un proyecto civilizador empeñado en situar como eje central la Soberanía Social de Nuestro Señor Jesucristo que llevó la Civilización y la Redención por todo el Orbe. Por eso, los enemigos de Nuestro Señor siempre tendrán como objetivo y como enemigo a quienes reivindicamos ese legado.

También se ha recordado que organizaciones como Antifa o Black Lives Matter, protagonistas en los últimos disturbios, no son otra cosa que títeres de la oligarquía mundialista que mueve los hilos.

Acto en defensa de la Monarquía Católica Hispánica en Sevilla

Les dejamos a continuación el vídeo de la intervención de Gonzalo García en nombre del Círculo Carlista Virgen de los Reyes y la Comunión Tradicionalista Carlista, convocantes del acto.

Acto en defensa de la Hispanidad Católica

Cuando la furia iconoclasta desatada con la falsa excusa de la lucha contra el racismo ha centrado sus iras en los monumentos que recuerdan la obra de la Hispanidad, que extendió la Civilización Cristiana por el mundo llevando allá donde llegaron sus naves la protección y la efectiva igualdad de todos los hijos de Las Españas, cualquiera que fuera el color de su piel o el continente que les alumbró, la Comunión Tradicionalista Carlista convoca a la defensa y reivindicación de la Hispanidad Católica frente a los ataques de los enemigos de siempre, hoy al dictado del Nuevo Orden Mundial.

Por ello desde el Círculo Carlista Virgen de los Reyes convocamos a todos esta defensa que haremos pública en un acto a los pies del Monumento a Cristóbal Colón y al Descubrimiento en los Jardines de Murillo de Sevilla (Paseo Catalina de Ribera) el próximo sábado 27 de junio a las 11 de la mañana.

Acude con tu bandera de España y/o de la Monarquía Hispánica (Cruz de Borgoña).

Acto de Reparación al Sagrado Corazón en La Roda de Andalucía

En la mañana de este domingo 7 de junio, un puñado de fieles se daba cita a los pies del monumento del Sagrado Corazón de Jesús, profanado hace unos días en el pueblo sevillano de La Roda de Andalucía.

Los naturales daban la bienvenida a los visitantes y señalaban que el empeño demostrado para arrancar ambas manos y la cabeza a una imagen situada a una cierta altura no invita a pensar en una simple gamberrada. La imagen está cubierta desde el día del ataque, lo que inspira una tristeza que se nota en las miradas de los que van llegando.

Las palabras de los asistentes giran en torno a la tristeza por el odio mostrado por los autores y la grave responsabilidad de quien se lo instiga. Una vecina se lamenta preguntándose quién puede hacer algo así.

A las 11:30 se inicia el rezo del Santo Rosario. Finalizado el mismo se depositan ofrendas florales y se ha lee la fórmula del acto de reparación que previamente se había repartido a los asistentes que en su mayoría han asistido juntos, inmediatamente después, a la Santa Misa en la iglesia parroquial de Santa Ana, a escasos 100 metros del lugar.

Al final de la misa, un vecino del lugar ha invitado a un refrigerio en su casa a los asistentes.

Acto de Reparación

¡Oh buen Jesús, Hijo de Dios vivo, verdadero Dios y verdadero Hombre, Rey de reyes, Señor de los que gobiernan y Príncipe Eterno de la Paz por derecho de conquista ganado por tu inmolación en la Cruz!

Venimos contritos y humillados a postrarnos ante Ti para reconocerte, pública y oficialmente, como nuestro único Divino Rey y Señor, y a renovar nuestra Consagración a Tu Sacratísimo Corazón. Así, postrados ante Ti

RECONOCEMOS:

– Que Tú eres el Creador de todo lo visible e invisible, y como tal, obra Tuya son tanto los hombres, como las sociedades y las naciones y el poder para gobernar a los pueblos.

– Que todos los hombres, siendo obra Tuya, debemos Alabarte, Reverenciarte y Servirte como medio para alcanzar nuestro primer fin: la salvación eterna; y por eso, igualmente, siendo obra Tuya la sociedad, reconocemos que la misma depende necesaria, absoluta y completamente de Ti.

– Que todos los pueblos, todas las sociedades, todas las naciones y todos los estados Te deben dependencia absoluta, así como reconocimiento y profesión de esta dependencia mediante el culto público.

Y TE PEDIMOS:

– Que guíes a Tu suave imperio la memoria, entendimiento y voluntad de los que nos inclinamos en esta consagración ante tus Divinos pies; y que abandonando la cobardía, los respetos humanos y nuestra comodidad material nos des valor para confesar que Tú eres el Único Divino Rey y Señor, y que Tu reinado abarca a los individuos y a la sociedad civil y política, pues Tú eres fuente del bien público y privado, Señor y mantenedor de las cosas humanas y temporales y que por Ti los gobernantes ordenan, pues Tuyo es el poder.

– Que guíes al pueblo de La Roda de Andalucía, para que abandonando sus integrantes disputas personales, personalismos y querencias humanas, nos transformemos en instrumentos mansos al servicio de Tu reinado en el orden social y político.

– Que protejas a Las Españas y enfervorices a nuestro pueblo para que se convierta a Ti y sea, como en su glorioso pasado, apóstol de Tu reinado en el orden personal, social y político; suscitan-do entre el pueblo español no sólo capitanes arrojados en la defensa de Tu bandera, sino también el retorno del rey legítimo que deberá coronar, en la esfera política, una sociedad instaurada en Ti.

– Que protejas a todas las naciones de la Hispanidad para que vueltas todas a Tu Camino, y siguiendo Tu dulce yugo, volvamos a recuperar los lazos de la hermandad y la unidad y seamos, ante el resto del mundo, muestra patente de los beneficios que Tu Reino produce no solo en lo espiritual, sino en también en lo material.

Te rogamos, Señor, que nos hagas cada vez más devotos de Tu Santísima Madre, y que por medio de ella, en su advocación de Santa María de Guadalupe – Hispaniarum Regina-, lleguemos al cálido puerto de Tu Sacratísimo Corazón.

AMÉN

regnumcaritas@gmail.com

Allí donde sean profanadas las imágenes de Nuestro Señor, acudiremos a rezar en reparación, y allá donde no haya imágenes, trataremos de erigirlas.

Decapitación del Sagrado Corazón de Jesús de La Roda de Andalucía

En la madrugada del 4 de junio, mes del Sagrado Corazón de Jesús, un grupo de desaprensivos, sin respeto alguno a lo divino ni a lo humano, decapitaron y cortaron las manos de la imagen del Sagrado Corazón de Jesús que presidía la plaza de La Roda de Andalucía.

Revelaciones del Sagrado Corazón a Santa Margarita María Alacoque

Muchos medios de comunicación lo catalogan como un simple acto vandálico más, sin percibir que va mucho más lejos. El mes de junio está especialmente consagrado al Sagrado Corazón de Jesús, único que puede salvar el mundo de la actual deriva de desorden e inmoralidad. Y es que precisamente Nuestro Señor se apareció a Santa María Margarita de Alacoque para anunciarle que la paz y prosperidad de las naciones sólo estarían garantizadas con la consagración de las mismas a su Sagrado Corazón.

Para bien o para mal la humanidad está viviendo un momento crítico, con los poderes fácticos (políticos y económicos) instrumentalizando la pandemia del COVID-19 para reducir las libertades de los ciudadanos y para impedir toda manifestación pública católica. Buena prueba de ello ha sido la persecución de la celebración de la Santa Misa durante los momentos álgidos del Estado de Alarma o la prohibición, aprobada por el Gobierno, de la celebración de Misas en espacios abiertos, aun cuando todos sabemos la mayor seguridad de los espacios abiertos.

La decapitación de esta efigie del Sagrado Corazón no es casual, sino que se inserta en este escenario turbulento. Busca directamente la supresión de la devoción al mismo, que es la única garantía segura para la auténtica paz de Cristo en el reino de Cristo.

Por eso una asociación cívica, Regnum Caritas, ha decidido convocar un acto de reparación, consistente en el rezo del rosario el próximo domingo 7 de junio, a las 11:30, en la Plaza del Sagrado Corazón de Jesús de La Roda de Andalucía (Calle Sevilla, 2 cruce con la Calle Abastos). En el acto se respetarán las normas vigentes en relación con el coronavirus, por lo que se ruega acudan todos con mascarilla y en grupos, como máximo, de 10 personas, manteniendo la distancia de seguridad, y procediendo al rezo del rosario mientras se camina alrededor de la estatua.

Del mismo modo, la asociación anuncia que es su pretensión, a partir de ahora, convocar actos de reparación ante cualquier ofensa pública a Dios, o la religión; del mismo modo que pretende erigir en cada municipio de España que no lo tenga, una estatua del Sagrado Corazón de Jesús, consagrando públicamente la localidad.

Si quiere colaborar con la asociación, puede ponerse en contacto con ella en: regnumcaritas@gmail.com.

Rogamos, por favor, difunda esta convocatoria en sus redes sociales y familiares, amigos y conocidos, especialmente los residentes en Sevilla.

¿Quieres colaborar con el Círculo Carlista Virgen de los Reyes?



Manifiesto: Por la recuperación de España

La Liga Tradicionalista ha hecho público un manifiesto coon motivo de la actual crisis del Covid-19 al que nos invita a suscribir y adherirnos. Podemos hacerlo en ESTE ENLACE.


Españoles, es notorio que el Gobierno, y más aún, el propio sistema político en el que estamos inmersos, bajo el color de la democracia y el progreso, nos quiere imponer un yugo cada vez más pesado después de haberse apoderado de nuestra libertad civil.

El sistema partitocrático que sufrimos desde hace decenios nos despojó de nuestra identidad con engaños y promesas incumplidas; y nosotros, los españoles de bien, fuimos cediendo, ya de grado ya a la fuerza, y no supimos romper el silencio que desde el poder se impuso a la mayoría social. Pensábamos, quizá, que el juego político nos depararía algún día un gobierno que pusiera fin a un estado de cosas que no compartíamos. Sin embargo, el tiempo nos ha demostrado que el error no ha sido confiar en la llegada de posibles buenos gobiernos, sino que el mal procede del propio sistema partitocrático, que para poder sobrevivir necesita de la creación de divisiones artificiales y de la alimentación de grupos sociales y mediáticos que le garanticen un número suficiente de votos.

Por eso, ahora, son cada vez más los que desengañados descubren que se nos traicionó vilmente cuando se nos dijo que en la Constitución todos cabían, siendo la realidad que en la Constitución no cabemos los patriotas, ni los católicos, ni los padres de familia…, ni siquiera los hombres simplemente honrados. En fin, no cabemos los españoles de bien.

Así el independentismo, disgregador de la unidad nacional, ha ido avanzando paso a paso, silenciado por el poder político, hasta el borde de la consecución de su objetivo final: la ruptura de España; los católicos hemos tenido que soportar ya no solo la befa y el insulto a nuestra fe, sino que en muchos casos los ataques fueran realizados en obras supuestamente artísticas pagadas con nuestros impuestos, y, peor aún, hemos tenido que soportar, con grave afrenta para la integridad de nuestra Fe, la promoción pública y la tolerancia de falsas religiones como el Islam; a los padres de familia se les ha despojado de su obligación y de su derecho a formar a sus hijos, y han debido soportar, con gran dolor de su alma, la transformación de los centros escolares (aún los privados y concertados) de escuelas de virtud y de verdad, en meros comisariados políticos de difusión de ideologías criminales; y finalmente, los hombres honrados se han visto expulsados tanto de la vida política como de la gran vida social y económica, pues para pertenecer a las mismas debían transigir con la corrupción política y moral y con el pensamiento único impuestos desde las terminales del poder.

La actual situación que vivimos a consecuencia de la crisis sanitaria del Covid-19 ha llevado todos estos extremos maliciosos a su paroxismo. Se ha confinado a toda la población en clara vulneración del estatus jurídico que permite la declaración de un estado de alarma; se ha paralizado la vida económica sin un motivo claro; se ha iniciado la vía de la intervención económica con la apropiación, por la administración, de determinados productos (mascarillas, guantes, equipos de protección, etc.) y determinadas materias primas (alcohol, glicerina, etc.), resultando de tal apropiación el desabastecimiento de elementos necesarios para el combate de la pandemia; y finalmente hasta se han fijado precios máximos completamente imprudentes a determinados productos, lo que ha servido de rémora a su producción.

Pero la realidad de los males morales y materiales a los que se enfrenta España es mucho más profunda. Se puede adivinar en mismos principios ideológicos de los partidos del Gobierno, así como en los anuncios que -a modo de globo sonda- van anticipando, y que no están encontrando una crítica firme en los partidos de la oposición.

Las principales amenazas son las siguientes:

– La supresión de la libertad de los católicos con la persecución de sus celebraciones religiosas. El ahogo económico de la Iglesia por la vía fiscal o bien con la amenaza de una nueva desamortización con la disculpa de las inmatriculaciones registrales.

– La asfixia de las entidades de enseñanza no gubernamentales con la imposición de condiciones inasumibles por los centros (distancia de separación entre alumnos, medidas de control sanitario, etc.). La aspiración no disimulada de sustraer a los católicos sus centros quitándoles la libertad educativa. El robo a los padres, en definitiva, de su libertad de educación y patria potestad.

La aceleración de la ingeniería social para oprimir a la mayoría en nombre de un supuesto respeto a las minorías. El mantenimiento de unas políticas antinatalistas, pro ideología de género y de inmigración interesadamente dirigida.

– La extensión de un salario básico universal que provocará desarreglos en la economía mientras crea una masa leal al gobierno. El aumento del endeudamiento de las cuentas públicas en una suicida huida hacia adelante.

– El progresivo desmembramiento de España según el capricho de los partidos separatistas.

– La ejecución de una venganza definitiva por la derrota de la Revolución en 1939; por el descubrimiento y evangelización de un Nuevo Mundo; por la consecución de la Unidad Católica; y por la expulsión del Islam, obligando a todos los ciudadanos, editoriales o asociaciones a sostener la “verdad histórica institucional” de las fuerzas revolucionarias castigando severamente a quien discrepe del relato oficial.

La limitación de la iniciativa privada, con la clara intención de monopolizar desde el Estado diversos sectores económicos no necesariamente estratégicos.

– El relajamiento de la defensa de la propiedad privada con la aprobación de medidas confiscatorias de segundas residencias u otros inmuebles.

– La supresión o reducción grave del derecho de reunión, limitando el número de personas que puedan reunirse.

El control de los medios de comunicación a través de ayudas económicas a los medios afines; con la introducción directa de la censura; o incluso a través de la introducción de nuevos tipos penales y sanciones gravemente injustos por desproporcionados.

La progresiva retirada del dinero fiduciario y metálico sustituyéndolo por transacciones electrónicas que faciliten un control absoluto de la economía.

La geolocalización de todos los ciudadanos por medio de nuestros móviles y aparatos electrónicos con conexión.

Ante todos estos ataques solo queda una posición para salvaguardar nuestra dignidad y nuestras libertades civiles: comportarnos como españoles, recuperando las virtudes de nuestro pueblo, y armados de valor y abandonando el miedo, proceder, todos a una, a tomar las más activas providencias para escarmentar tal perfidia, acudiendo con osadía a la lucha social y política, pues no hay fuerza que prevalezca contra quien es leal y valiente, como los españoles lo son.

Desde la Liga Tradicionalista convocamos a todos los españoles de bien a recuperar el orden perdido, volviendo a establecer la debida jerarquía de principios que nunca debimos abandonar:

1º Devolver la vida social a Cristo, alcanzando, a través de su Soberanía social, los beneficios espirituales y materiales que de la misma nacen. Y es que no es posible que el pueblo español, en el que aún queda la fortaleza de la fe de nuestros mayores, y que aún sigue siendo tierra de María, haya primado, en esta crisis sanitaria, los medios humanos a los medios sobrenaturales. Dios permite estos castigos cuando los pecados sociales son numerosos y no reciben reparación. Por ello, esforcémonos en reparar tales ofensas por medio de la petición humilde pero firme a nuestros Pastores para el pronto y pleno restablecimiento de los sacramentos; por medio de la consagración de nuestra patria y nuestra familia a los Sagrados Corazones de Jesús y de María; y por medio, finalmente, de fundamentar las asociaciones laborales, profesionales y cívicas en Cristo.

2º Trabajar con insistencia y sin decaimiento en reconquistar la hegemonía social en todos los ámbitos persuadiendo a la sociedad de que efectivamente el poder político debe ser vigilado y controlado para no acabar en la tiranía y el despotismo actual, pues en vez de servir a la sociedad, se sirve de la sociedad para imponer a la misma su concreta y artificial visión partidista e ideológica del hombre. Para ello debemos ser esforzados en:

Recordar que el fin del ser humano es su salvación, y que la vida social, económica y política debe servir a este fin principal facilitando un orden justo.

Recordar que la Política, con mayúsculas, no se puede ejercer en la lucha partidista, sino que superando toda división se debe realizar favoreciendo el desarrollo de una auténtica comunidad humana en la que las obligaciones vengan antes que los derechos.

– Recordar, a tiempo y a destiempo, que hay otros sistemas de representación política más verdaderos que la representación a través de los partidos políticos. Algo que nuestros ancestros resumieron en el antiguo juramento de los reyes de Aragón: «Nos que somos tanto como vos, pero juntos más que vos, os hacemos principal entre los iguales, con tal que guardéis nuestros fueros y libertades, y si no, no.» 

– Y, finalmente, recordando que el verdadero control del poder no se realiza por medio de la división (inexistente en todos lados) entre poder ejecutivo, judicial y legislativo; sino que el verdadero control del poder se realiza distinguiendo la soberanía social de la soberanía política, de modo tal que la política nunca podrá regir lo que es competencia de los organismos sociales naturales (la familia, el municipio, las agrupaciones profesionales y laborales, etc.). No es posible que el poder político nos dé consignas de cómo debemos educar a nuestros hijos, cómo debemos regir nuestros municipios, como debemos producir nuestros industriales, cómo debemos ejercer nuestras profesiones, o cuáles sean los salarios o las condiciones laborales justas.

3º Concitar la unión de todos los españoles que aún se han mantenido inmunes al «pensamiento único» para, deponiendo todo personalismo, y relegando toda diferencia en lo accidental, presentar un frente único por medio de la colaboración sincera de todos los elementos aislados, todas las asociaciones, y todas las agrupaciones que tienen a Cristo por primer fundamento.

4º Trabajar constantemente «como si todo dependiera de nosotros, sabiendo que en realidad todo depende de Dios» y cumpliendo con nuestro deber por el deber mismo, sin realizar cálculos humanos sobre la efectividad o la eficiencia de nuestra acción. Y es que nuestra acción debe fundarse en lo debido de la misma, y no en su posible éxito a corto o medio plazo, pues este tipo de cálculos humanos nos llevó siempre a la elección del mal menor, que al final, por la vía del retroceso constante y la cesión como guía, nos ha traído a la actual situación de desamparo: incluso aunque una causa estuviera perdida, si es justa, no existe motivo para dejar de defenderla. Este principio nos llevó a conseguir lo que otros consideraban imposible: expulsar al Islam de España (nadie lo expulsó nunca de los territorios que ocupó); vencer al francés, cuando su maquinaria de guerra parecía imbatible; y derrotar al comunismo en 1939, que había trazado sus planes de dominio sobre España.

Como acción primera, para demostrar a los que nos tiranizan de que seguimos siendo españoles, y que como antaño somos valerosos y amamos nuestra libertad, os convocamos a todos, mientras dure el presente estado de alarma, y aún después, a salir públicamente a las calles de nuestras villas, pueblos y ciudades a rezar el Santo Rosario, y a solicitar a nuestros Santos y Patronos la intermediación para alcanzar el término de esta epidemia y para alcanzar la dicha de una España que vuelva a ser ella misma.

Como acción segunda, debemos colaborar todos en derribar al actual gobierno, pues ya pocos españoles pueden ocultar su auténtico perfil totalitario de orientación comunista.

Y como acción tercera, esforcemos en concitar la unión de fuerzas al margen de los partidos políticos. Unión ésta que debe fomentar las iniciativas culturales para mostrar a las generaciones más jóvenes el rostro auténtico de España, que un atajo de traidores se ha empeñado en ocultar; las iniciativas sociales para constituir de nuevo agrupaciones laborales, profesionales, cívicas y caritativas que tengan por centro a Cristo y alcancen la fuerza suficiente para reclamar al poder político la devolución de las obligaciones y derechos que en justicia les pertenecen; las iniciativas económicas que deben reindustrializar España y que vuelvan a mirar con respeto y veneración el trabajo agrícola y ganadero para que no volvamos a depender del extranjero, pues la crisis actual nos ha demostrado al grado de servidumbre y postración (hasta no tener siquiera lo necesario para combatir a un virus) al que lleva la dependencia económica de otros; y finalmente, a fomentar la unión fraterna, en una misma comunidad política, de todas las tierras que fueron un día parte de la Monarquía Hispánica, pues es ésta nuestra vocación histórica. Y renunciar a ella, sustituyéndola por una alianza con la Europa laicista, es renunciar a nuestra propia identidad.

Por nuestro Rey Eterno, por nuestra libertad, por nuestra tierra, por nuestras tradiciones. ESPAÑA, SÉ TÚ MISMA.

En Madrid, a 26 de abril de 2020, festividad de San Isidoro de Sevilla, autor del De laude Spaniae y el primero, entre muchos, en ser español.


Podemos firmar y suscribir el manifiesto en ESTE ENLACE.

«Ajedrez de las Españas»

«Ajedrez de las Españas» es un nuevo equipo que nace en Chess.com

Chess.com es un servidor de ajedrez de Internet.  Es el sitio web de ajedrez más visitado según el ránking de Internet de Alexa.

Para aquellos que quieran defender la bandera de la hispanidad, dos reinos enfrentados reúnen a sus ejércitos para librar la contienda definitiva en el campo de batalla. Los reyes avivan el ánimo de sus soldados porque saben que la lucha que se avecina puede ser la definitiva

Si te gusta jugar al ajedrez y eres hispanista, éste es tu equipo, está empezando a rodar y necesita gente como tú. Se trata de un equipo para jugar ajedrez “on line” y evitar así que la distancia sea un obstáculo. Podremos participar en torneos contra otros equipos en diversas modalidades. Anímate “Ajedrez de las Españas” te está esperando.

Chess.com es también una plataforma de redes sociales. Los jugadores pueden participar en debates en foros y participar en clubes de ajedrez en línea. Los clubes pueden ser públicos o exclusivos.

Chess.com organiza torneos gratuitos y con premios cada año,

INSTRUCCIONES.

1. Entra en la página chess.com
2. En el menú de la izquierda sitúate sobre la opción «jugar» sin pulsar en ella.
3. En el nuevo menú que aparece, pulsamos en «ajedrez diario» y luego en registrarnos
4. Una vez registrados, podremos elegir «club» en el que encuadrarnos. Buscaremos «Espana» (con n en lugar de ñ) para encontrar «Ajedrez de las Españas». Ese es nuestro equipo. Inscríbete. Bienvenido.

Declaración de la Comunión Tradicionalista Carlista ante la crisis sanitaria y el estado de alerta

Ante la presente crisis sanitaria por pandemia y la aplicación del estado de alerta la Junta de Gobierno de la Comunión Tradicionalista Carlista quiere hacer llegar un mensaje de ánimo y esperanza a toda la sociedad española en general y al pueblo carlista en particular.

La epidemia es real, aunque existe un debate científico abierto sobre su incidencia. Estos días se están confrontando opiniones diversas que en ocasiones son contradictorias.

Las medidas y propuestas sanitarias, políticas y sociales son discutibles y es cierto que algunas decisiones erróneas, en vez de ayudar a una solución, podrían contribuir a agravar la crisis sanitaria, moral y económica. Por eso consideramos muy importante pedir luz para todos aquellos que tienen responsabilidades de gobierno en estos momentos: gobierno, obispos, médicos, empresarios, padres de familia… Y pedir también unidad. Situaciones como la presente ponen de manifiesto que es la unidad y no la división que genera la partitocracia, lo que nos hace más fuertes. En este sentido aplaudimos las muestras de solidaridad y ayuda mutua que están surgiendo en todos los rincones de España. También nos congratulamos porque el realismo que exige la situación está relegando a las ideologías al lugar que les corresponde.

Como Comunión, queremos estar muy atentos a las necesidades de nuestras familias y muy especialmente de nuestros mayores. Por ello hemos impulsado un equipo del Socorro Blanco que tratará de mantener contacto telefónico con nuestros afiliados más veteranos para detectar problemas y ayudar en las necesidades. (Cualquier ofrecimiento de ayuda o sugerencia en este sentido pueden hacerla llamando al teléfono 636584659).

Tratemos cada uno de sacar lo mejor de nosotros mismos en estos días. Recemos y hagamos lo que haya que hacer. Con generosidad. Fortalezcamos nuestras redes familiares. Aprovechemos el tiempo para la formación, el descanso y la vida en familia. Después de la cuarentena llegará la Pascua pero que nadie espere una simple vuelta a la normalidad. Nos esperan tiempos difíciles y mas vale que entonces estemos preparados.

Junta de Gobierno de la Comunión Tradicionalista Carlista

Mártires de la Tradición 2020

De acuerdo al mandato y la recomendación de S.M.C. D. Carlos VII, la Junta Regional Carlista convoca la tradicional Misa de Mártires el próximo sábado 7 de marzo.

La Santa Misa se aplicará por el alma de los correligionarios fallecidos en el último año:

  • Dª Mercedes García-Verde Hernández-Ros
  • Dª Mª Teresa Sáenz de Tejada y Fernández de Bobadilla
  • Dª Carmen Díaz-Pache Rodríguez
  • Dª María Alonso Hidalgo
  • D. Alfonso Lena Terry
  • D. Antonio Garzón Valdenebro
  • D. Joaquín Valenzuela Etayo
  • D. José Luis Marín Ternero
  • D. Antonio Muñoz Crespo

Será a las 18:00 h en la iglesia de San Alberto Magno (Padres Filipenses) en la C/ Manuel Rojas Marcos de Sevilla.

A continuación, nos trasladaremos a nuestro Círculo Carlista Virgen de los Reyes (C/ Aire, 5) para compartir una velada de convivencia y recuerdo a nuestros mayores.

En la cantina del Círculo se ofrecerán bebidas y tapas a los precios acostumbrados.

¿Quieres colaborar con el Círculo Carlista Virgen de los Reyes?